Mi opinión sobre cómo debería ser una visita guiada

Mi opinión sobre cómo debería ser una visita guiada

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

El pasado 9 de abril, @sabope publicaba en su blog el siguiente post: ¿Cómo quieren los bloggers culturales que sea una visita guiada?

Se trata de un post colaborativo donde varios bloggers, entre los que tengo el honor de encontrarme, respondimos a una serie de preguntas sobre el diseño de visitas guiadas y dimos nuestra opinión al respecto.

Sólo quería compartir las respuestas que envié a @sabope para que vierais cuál es mi opinión, pero ella ha hecho un trabajo increíble uniendo y presentando de manera muy gráfica la opinión de los 30 bloggers. No dejéis de leerlo!!

gestionandolaculturacritica
Imagen extraída del post de @sabope

 

¿Qué esperas de una visita guiada?

Yo tengo una concepción bastante tradicional de una visita guiada: espero que una visita guiada me haga aprender mientras me divierto, es tan simple como eso. Lo importante ahora es cómo me divierto durante la visita y qué conocimientos adquiero durante la misma.

¿Por qué normalmente salimos decepcionados de ellas?

Creo que hay varios motivos (y siempre generalizando): porque los guías emplean el mismo discurso lineal para todo tipo de público, porque suelen carecer de interacción con los asistentes, porque al guía no le apetece tener que adaptarse al tipo de público que tiene en cada visita y tener que improvisar y esforzarse…

¿Qué no te gusta?
Que los grupos sean grandes y no se escuche al guía o no pueda ver lo que está indicando, que me den demasiados datos o información no necesaria y no recuerde nada al terminar la visita, que los conocimientos del guía sean limitados y no esté abierto a preguntas incómodas…

¿Crees que es importante que el guía este acreditado? ¿Por qué?

Buena pregunta, siempre he pensado que más allá de la legalidad de la habilitación, lo importante era que el guía demostrara unos conocimientos básicos. Hace unos meses tuve la oportunidad de hacer una entrevista para trabajar como guía en un enclave histórico cerca de Toronto. Se trataba de una entrevista de mentira en la que recibíamos feedback sobre cómo habíamos hecho la entrevista con la intención de mejorar para el futuro. La persona que me entrevistó me dijo que yo no habría pasado la entrevista y no me hubieran contratado porque ellos esperan que la persona que se presente a la entrevista conozca de antemano casi toda la historia del lugar y en la entrevista demuestre que es un buen guía. Si este fuera el tipo de entrevistas que se realizan en España cuando se contrata a un guía, sinceramente no creo que la habilitación fuera necesaria. El problema es que hay muchos guías autónomos a los que hay que exigirles unos conocimientos previos aunque sean básicos. Luego es el mercado el que te mantiene si eres buen guía o te expulsa si no haces bien tu trabajo.

¿cuanto debe durar una visita guiada? ¿Prefieres hacerlo todo seguido o prefieres que se incorpore un descanso entre medio?

En mi opinión, una visita guiada debe durar entre una hora y una hora y media, aunque una hora es lo ideal. No soy partidaria de incorporar un descanso en mitad de la visita precisamente porque una hora y media es algo que cualquiera puede tolerar, aunque siempre puede haber casos espec’ificos y estar trabajando con personas con ciertas necesidades que requieran de un descanso en algún momento de la visita. La visita debe diseñarse con la posibilidad de poder incorporar un descanso en algún momento de la misma.

¿Eres partidario de la bidireccionalidad entre guía-participante?

Absolutamente. Si el guía te hace sentirte importante en la visita la información entra con mucha más facilidad y siempre se recuerda una conversación más fácilmente que un discurso unidireccional.

¿a favor o en contra de utilizar alguna formula de interacción durante las visitas guiadas? ¿Conoces algún ejemplo? Cuéntalo.

En las visitas guiadas lo que mejor funciona es la técnica de preguntas y respuestas en las que el guía pregunta y el público responde (nunca he visto al público preguntando y al guía contestando salvo algunas preguntas aisladas fruto de la curiosidad de algún participante). El problema es que, en mi opinión, para que esta técnica funcione el grupo no debe tener más de 25 personas, para que todo el mundo pueda responder al menos una vez o haya suficientes oportunidades de interactuar con el guía. Sin embargo, no conozco ningún ejemplo que ilustre mi opinión, en las visitas en las que he participado los guías han realizado cuatro o cinco preguntas máximo.

Sobre las nuevas tecnologías (Qr, podcasts, AR, tablets…) ¿harías uso de ellas. ¿ o crees que pueden distraer del discurso?

Soy muy partidaria de incluir las nuevas tecnologías en las visitas guiadas, aunque no todo es válido.  Las tablets por ejemplo sirven para mostrar imágenes o videos que siempre es interesante incluir en las visitas. Por otro lado, la realidad aumentada puede servir para mostrar un objeto que por algún motivo esté fuera de la colección en ese momento. Sin embargo hay otras opciones como los códigos QR o los podcasts que en mi opinión son más útiles como complemento a una visita guiada o durante una visita individual y no en grupo.

Este sábado estuve tweeteando a tiempo real bajo el hashtag #caminsgremials durante una ruta guiada. ¿Qué piensas de esta iniciativa? Si en una ruta te ofrecieran un hashtag para compartir todo lo que quisieras de ella. ¿Lo utilizarías? Es una manera de participar en ella….

Me parece fenomenal que se establezca un hashtag para que la gente pueda compartir todo lo que quiera de la visita, de hecho yo lo utilizaría como una manera de tomar apuntes, ya que luego puedes consultar lo que has tuiteado y, más importante, lo que han tuiteado los demás. Además opino que el hecho de tuitear ayuda a sintetizar las ideas, ya que tienes que escribir en 140 caracteres.

El único problema que le veo es que no todo el mundo es capaz de escuchar, ver y tuitear a la vez y que hay gente que no sabe lo que es un hashtag así que si se plantea establecer uno para la visita el guía debería estar 15 minutos antes para explicar qué es eso y cómo puede ser utilizado por la gente que conozca twitter.

¿ te gusta realizar alguna parada para comer algún alimento típico de la zona? ¿O sólo prefieres explicación?

Yo pienso que probar algo típico de la zona es un valor añadido a la visita, primero lo explicas y luego dices: “ahora vamos a probarlo”. Incluir los sentidos en las visitas es siempre un punto a favor así que por mi todas las visitas deberían incluir una pequeña degustación. Eso sí, que no parezca que quieres venderles la moto para que compren en esa tienda y se note que tienes algún interés económico en ello. Si se incluye es por el bien de la visita, no del guía.

Algún juego en común o de forma individual para amenizar la ruta… ¿Si o no? Cosas como quids, conseguir insignias si pasas alguna prueba o solucionas algún enigma, pistas que te llevan a descubrir algo nuevo…. #gamificación

La verdad es que no tengo una opinión formada en este tema, todavía no he participado en ninguna visita que lo haga así que no sé si me gusta o no… me parece que el tema de la gamificación se está aplicando mucho a actividades infantiles y no sé hasta qué punto esto funcionaría con adultos.

¿Y qué opinas sobre los cuadernillos didácticos? ¿Pasados de moda? ¿O sólo para escolares?

No creo que estén pasados de moda pero sí que es cierto que para mí son solo para escolares, no sé cómo me sentiría si me dieran un cuadernillo didáctico en una visita a la que me he apuntado de forma voluntaria. Creo que el cuaderno didáctico tiene mucho tufillo a escuela y no creo que me encontrara a gusto con ello.

Visites teatralitzadas. ¿A favor o en contra? Muchas veces, se pierde por completo el sentido de la ruta con ellas… Pero son una forma de amenizar las visitas. Si estas a favor, pero con “peros” escríbelos.

Estoy a favor pero con peros. Para empezar, nunca deberían ser realizadas en primera persona, es decir: “Hola, soy Fernando VII” porque un personaje histórico real nunca podrá ser imitado completamente y por tanto no estamos siendo 100% fidedignos con la historia. En mi opinión, las visitas teatralizadas que mejor funcionan son aquellas en las que hay un guía que lidera la ruta y los personajes van apareciendo e interactúan con los participantes. A mí me parece una muy buena manera de presentar la historia, es mucho más dinámica, siempre que se trabaje en el discurso del actor como corresponde y esté totalmente ligado a la idea principal de la ruta.

¿qué opinas sobre el material pre-ruta o post-ruta?

Totalmente a favor de los materiales pre y post ruta. Los materiales pre-ruta ayudan a que todos los participantes adquieran unos conocimientos básicos antes de la visita para poder trabajar sobre ellos a lo largo de la misma, unifican mucho el grupo y eso va en beneficio del guía, del grupo y de la propia visita. Los materiales post-ruta ayudan a alargar la experiencia vivida y, aunque no suele ser lo habitual, siempre hay gente que quiere profundizar sobre lo que se ha hablado en la visita así que por qué no darles esa oportunidad. Para los que no deseen profundizar siempre es una manera de recordar la visita o incluso recomendarla utilizando para ello ese material (incluso se puede aprovechar para hacer publicidad de otras rutas). Sin duda alguna estos materiales son un valor añadido a la visita.

Normalmente nos gustaría tener y disfrutar de unas visitas más parecidas a la de los niños. ¿Por qué crees que es así? ¿Qué envidias de estas visitas?

Pues yo debo ser muy rara porque no quiero que las visitas en las que participo se parezcan a las de los niños. Me parece que a los niños les gusta “trabajar” durante las visitas: hacer cosas, participar mucho… me parece que esas visitas se parecen más a un taller que a una visita y, en mi opinión, una visita no es un taller.

Y por último. Define tu visita/ruta guiada ideal.

Mi visita guiada ideal sería aquella en la que el guía consiga emocionarme, en la que no me acuerde de la hora que es o no quiera que se acabe porque lo que me están contando me está aportando tanto que siento que cada minuto de mi tiempo dedicado a ello ha merecido la pena. Me gustaría que me aportaran algo que desconozco, o una perspectiva nueva de algo que ya conozco. Me gustaría que fuéramos un grupo pequeño, que se integraran las nuevas tecnologías para ampliar algo que está siendo explicado, que se realizara con un vocabulario sencillo, que fuera accesible y, lo más importante, que parezca que el guía ha elaborado ese discurso para nuestro grupo, que somos únicos, y que lo ha adaptado a nuestras necesidades.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

3 thoughts on “Mi opinión sobre cómo debería ser una visita guiada

  1. Fue un gran placer contar con una profesional como tu Marta. Espero que pronto volvamos a realizar algún tipo de colaboración 😉 un besazo guapa!

  2. Mi visita guiada ideal sería aquella en la que el guía consiga emocionarme, en la que no me acuerde de la hora que es o no quiera que se acabe porque lo que me están contando me está aportando tanto que siento que cada minuto de mi tiempo dedicado a ello ha merecido la pena. Me gustaría que me aportaran algo que desconozco, o una perspectiva nueva de algo que ya conozco.¿como se logra esto ultimo, aquí es necesario la experiencia, tu conocimiento y la habilidad, cada publico o persona es diferente… saludos

Leave a Comment